¿El directorio cuenta con las personas adecuadas para hacer frente al cambio climático?

Según un reciente estudio, sólo el 29% de los directorios están completamente de acuerdo en que tienen los conocimientos suficientes para desafiar eficazmente en materia de planes y ambiciones sobre sostenibilidad y ejercer supervisión sobre su ejecución”.

Los inversores y asesores se centran cada vez más en las capacidades y habilidades de los directores relacionadas con el clima. Climate Action 100+, por ejemplo, cuyos inversores controlan más de 60 billones de dólares en fondos bajo su gestión, ha actualizado recientemente sus criterios de referencia corporativos para incluir explícitamente una evaluación de cómo las organizaciones evalúan las capacidades climáticas de sus directores. Y a medida que los casos de litigios climáticos se han duplicado en 2015, se recomienda a las aseguradoras que aborden su posible exposición a los litigios climáticos, también han aumentado directorios y ejecutivos que buscan seguros.

El cambio climático, la pérdida de biodiversidad, los impactos de la contaminación en la salud y otras cuestiones relacionadas con la degradación del planeta normalmente han estado fuera del rango de cuestiones que la mayoría de los directores enfrentan durante su mandato.

Ante las cambiantes expectativas del mercado, los requisitos regulatorios, los riesgos de litigios y la escasez de recursos naturales, los miembros del directorio de todo el mundo deberán reconocer y abordar los riesgos y oportunidades, ya sean ambientales o sociales, mejorándose o buscando asesoramiento externo.